Es tiempo de renovar los odres viejos
Predica
Domingo 14 de Agosto, 2005