ETERNIDAD



Publicado el:
Martes 12 de Enero, 2021

PRIMERA PARTE

LO MÁS IMPORTANTE
 

¿Qué es lo más importante que tiene que confrontar en su vida? No es la alimentación o la educación, la profesión, el matrimonio, la paternidad, ni la economía. No son las finanzas, la seguridad, la familia, las cuentas bancarias, las casas o automóviles ni bienes raíces; no son talentos, habilidades ni enfermedades o tragedias. Entonces, ¿qué es? 
 
La ETERNIDAD es lo más importante que tiene que confrontar como ser humano. Nada es más importante. ¡Nada! Su ETERNIDAD debe ser lo número uno de todo lo que piense, de todo lo que medite, de toda preparación para su futuro, de todo. Usted no puede escapar, ni yo tampoco. 
 
Su cuerpo morirá algún día para luego podrirse en la tumba o ser consumido por las llamas del horno crematorio, pero usted todavía existirá. Su alma, que es la parte de su ser donde piensa y siente; en ella están su gozo, su tristeza, melancolía y alegría y también sus planes y anhelos, también morirá. Todo esto morirá, pero usted todavía existirá.
 
¿Hay más de su existencia? ¡Sí, lo hay! Aun existirá su espíritu, porque su espíritu es eterno. Su espíritu no puede morir, aun si quisiera que muriera, no morirá. Cuando le llegue ese día, espero que se haya preparado bien porque su eternidad ya estará fuera de su control. La eternidad llama la atención de todos: de hombres, mujeres, ricos, pobres, educados, analfabetas, de todas las razas, tribus, naciones; y hay una razón del por qué es así.
 
La razón está escrita en la Biblia en el libro de Eclesiastés 3:11 “Todo lo hizo hermoso en su tiempo; y ha puesto eternidad en el corazón de ellos, sin que alcance el hombre a entender la obra que ha hecho Dios desde el principio hasta el fin”. Eternidad está en el corazón de todo ser humano. Se expresa en una percepción, de que hay más después de la muerte, de que esta vida no puede ser todo, de que tiene que haber una extensión desconocida a nuestra existencia.
 
Tenemos que notar que Dios puso la eternidad en nuestro corazón, no la puso en nuestra mente, o en nuestra alma, cuerpo o espíritu, Él puso eternidad en nuestro corazón. Por supuesto no estoy escribiendo del órgano que bombea la sangre, sino de esa parte nuestra misteriosa llamada corazón. Estamos viendo que en verdad Dios nos ha hecho complejos con un cuerpo, alma, espíritu, intelecto, emociones, corazón y más. Pero de todos estos, el corazón es donde está escondida la verdad sobre la existencia de la eternidad. 
 
¿Qué tan larga es la eternidad? ¿Un año? ¿Diez años? ¿Cien años? ¿Mil años? ¿Más? Sí, mucho más ¡No tiene fin! Tenemos que entender que todo ser humano es eterno. Su cuerpo morirá, pero su espíritu es eterno. La creencia de que la muerte es el fin y que después ya no existe la persona, es falso. Desde que nacemos somos eternos. Esta verdad puede provocar gran gozo o al contrario un gran, gran temor. Usted y yo somos eternos, ¡lo quiera o no! Cuando yo era joven pensaba en la eternidad y en la realidad de que Dios no tiene principio y no tiene fin. Esto era más de lo que yo podría comprender. ¿Cómo podría ser? Me dejaba turbado pensar en esto y tenía que esforzarme para no pensar en la eternidad. Y era que yo, como todos, estaba encerrado en tres dimensiones. Yo no sabía nada de las dimensiones de Dios, del Espíritu Santo ni de la eternidad. Y la eternidad es más que una existencia sin fin. Para los redimidos es una existencia perfecta y sin límites en todas las áreas. 
 
“Porque así dijo el Alto y Sublime, el que habita la eternidad, y cuyo nombre es el Santo: Yo habito en la altura y la santidad, y con el quebrantado y humilde de espíritu, para hacer vivir el espíritu de los humildes, y para vivificar el corazón de los quebrantados. 
Porque el Cordero que está en medio del trono los pastoreará, y los guiará a fuentes de aguas de vida; y Dios enjugará toda lágrima de los ojos de ellos 
…y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas”. 
Tomado de Isaías 57:15, Apocalipsis 7:17 y Apocalipsis 21:4-5.
 

SEGUNDA PARTE

ETERNIDAD EN SUS CORAZONES
LOS PUEBLOS DEL LIBRO PERDIDO

 
Hace aproximadamente 250 años un diplomático inglés que visitaba Yangon, Myanmar (Burma) se sorprendió por el interés que la gente de una tribu llamada Karen tenían en él. Su guía le explicó: Ellos creen que usted podría ser el “hermano güero” que han estado esperando por largos años… por más de 100 años. El diplomático preguntó: ¿Y qué esperan del “hermano güero”? Esperan que les traiga el libro como aquel que perdieron sus antepasados hace muchos años. Están preguntando si usted ha traído el libro. Pues no, ¿y quién es el autor de ese libro? Ellos dicen que el autor es Wai-Wa. 
 
El diplomático replicó: ¿Quién es Wai-Wa? Y su guía le respondió: Él es “el Dios supremo” así se traduce; Wai-Wa ¡El Dios supremo! ¡Eternidad en sus corazones! ¡Estos hombres de una tribu oriental sabían que había un Dios supremo sin conocer su nombre! Ellos sabían que la vida no se acaba con la muerte. ¿Cómo fue esto posible? Dios había puesto la eternidad en sus corazones y ellos querían tener Su libro, que sus antepasados habían perdido por descuido y desobediencia. Exploremos otros pueblos del libro perdido: Años después se descubrió que en cientos de pueblitos de la tribu Karen sus “Bukhos” representaron a Wai- Wa. Ellos fueron sus profetas que enseñaron a su pueblo a abandonar los caminos de los demonios y la idolatría del budismo. Cantaron himnos a Wai-Wa con estrofas como: “Wai-Wa es eterno, su vida es larga, un siglo y no muere, dos siglos y no muere, es perfecto en todos sus atributos. Él es eterno, eterno, eterno”. Su tradición indicaba que su libertador espiritual sería un extranjero güero que vendría del oeste con las alas blancas (velas) trayendo el libro blanco de Wai-Wa. Vemos aquí casi un millón de Karen con eternidad en sus corazones esperando “al Dios supremo”. Al norte de Myanmar (Burma) estaban los Kachin, medio millón de hombres esperando también el libro perdido. Ellos oraron a “el creador” Karai kasang en su dialecto, a veces le llamaban Japan waningsang “el glorioso creador” o Che waningchang “el que conoce”. Había eternidad en sus corazones. Los de la tribu de los Laju esperaron que Gui-sha, “el verdadero Dios”, enviara en su tiempo al hermano güero con el libro blanco que tenía las leyes blancas de Gui-sha.
 
Había eternidad en sus corazones y amor y reverencia para el verdadero Dios sin conocer su nombre. Los Wa también tenían eternidad en sus corazones. Ellos buscaron a Siyeh “El Dios verdadero”. La siguiente historia es la verdad de lo que Jehová, Jesús y el Espíritu Santo harán para los que anhelan encontrar al “Dios verdadero”, “El que conoce”, “Glorioso creador”, “El Dios supremo”. Un día el siervo de Dios, Pu Chan, un profeta de la tribu Wa, puso la silla en un pony y dijo a sus discípulos que lo siguieran en busca del hermano güero que les estaba trayendo el libro de Siyeh “El Dios verdadero”. El pony dirigió a los discípulos por casi 300 kilómetros por las veredas de la sierra hasta la ciudad de Ken Tong, en donde entró a la propiedad de una misión cristiana y el pony paró al lado del pozo. Los discípulos del profeta Pu Chan no vieron ni al hermano ni el libro. Pero de repente oyeron ruidos dentro del pozo, se acercaron y asomándose vieron a un güero que estaba escarbando en el pozo. William Marcus Young, al verlos, salió del pozo para saludarlos y ellos inmediatamente preguntaron: ¿Trajo el libro de Dios? Él contestó: Sí. Y ellos sobrecogidos de emoción le dieron el mensaje de Pu Chan en el sentido de regresar con ellos y con el libro de Dios y enseñarles acerca del “Dios verdadero” y sus esperanzas de la eternidad. Este encuentro fue el principio de decenas y decenas y de miles y tal vez cientos de miles de Wa, Karen, Kachin, Laju y otras tribus, de seguidores de Jehová, de Jesús y del Espíritu Santo, de lo que habían buscado sin conocer sus nombres, pero siendo empujados por la eternidad en sus corazones.

Lecturas Recomendadas

Ver Mas

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-05-11

De Mujer a Mujer Gloria Richards 2021-05-11

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-05-04

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-27

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-27

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-20

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-20

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-06

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-06

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-30

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-30

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-23

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-23

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-17

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-17

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-09

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-09

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-03-02

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-03-02

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-02-23

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-23

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-16

EL GOZO DEL SEÑOR ME FORTALECERA Hno. Victor Richards 2021-02-16

EL GOZO DE LA HOSPITALIDAD Hno. Victor Richards 2021-02-09

El joven y su sexualidad 2021-02-09

El gozo del Señor: Nuestra fortaleza Hno. Victor Richards 2021-02-02

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-02

EL GOZO DEL SEÑOR Y EL ESPIRITU SANTO Hno. Victor Richards 2021-01-26

LA ETERNIDAD EN EL CIELO Victor Richards 2021-01-26

VIDA ETERNA Victor Richards 2021-01-19

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-01-19

El Gozo del Señor: Tiempos de Refrigerio Hno. Victor Richards 2021-01-12

EL GOZO DEL SEÑOR: MI FORTALEZA Hno. Victor Richards 2021-01-05

Yahweh Nissi, el Señor nuestra bandera Hno. Victor Richards 2020-12-29

Su nacimiento: un suceso extraño y sin precedente Hno. Victor Richards 2020-12-23

Viviendo más allá de la Razón #3 Victor Richards 2020-12-15

LA ADORACIÓN NOS HACE VENCEDORES Hno. Victor Richards 2020-12-15

Viviendo más allá de la Razón #2 Victor Richards 2020-12-08

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN PARTE II Hno. Victor Richards 2020-12-08

Viviendo más allá de la Razón #1 Victor Richards 2020-12-03

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN Hno. Victor Richards 2020-12-03

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4 Victor Richards 2020-11-24

LA ADORACIÓN Y LA RESTITUCIÓN Hno. Victor Richards 2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4 Victor Richards 2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 3 Victor Richards 2020-11-17

La adoración su presencia y la victoria Hno. Victor Richards 2020-11-17

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 2 Victor Richards 2020-11-10

La adoración su presencia y la victoria Hno. Victor Richards 2020-11-10

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 1 Victor Richards 2020-11-03

Amistad e Intimidad IV Victor y Gloria Richards 2020-10-30

ETERNIDAD




Publicado el:
Martes 12 de Enero, 2021

PRIMERA PARTE

LO MÁS IMPORTANTE
 

¿Qué es lo más importante que tiene que confrontar en su vida? No es la alimentación o la educación, la profesión, el matrimonio, la paternidad, ni la economía. No son las finanzas, la seguridad, la familia, las cuentas bancarias, las casas o automóviles ni bienes raíces; no son talentos, habilidades ni enfermedades o tragedias. Entonces, ¿qué es? 
 
La ETERNIDAD es lo más importante que tiene que confrontar como ser humano. Nada es más importante. ¡Nada! Su ETERNIDAD debe ser lo número uno de todo lo que piense, de todo lo que medite, de toda preparación para su futuro, de todo. Usted no puede escapar, ni yo tampoco. 
 
Su cuerpo morirá algún día para luego podrirse en la tumba o ser consumido por las llamas del horno crematorio, pero usted todavía existirá. Su alma, que es la parte de su ser donde piensa y siente; en ella están su gozo, su tristeza, melancolía y alegría y también sus planes y anhelos, también morirá. Todo esto morirá, pero usted todavía existirá.
 
¿Hay más de su existencia? ¡Sí, lo hay! Aun existirá su espíritu, porque su espíritu es eterno. Su espíritu no puede morir, aun si quisiera que muriera, no morirá. Cuando le llegue ese día, espero que se haya preparado bien porque su eternidad ya estará fuera de su control. La eternidad llama la atención de todos: de hombres, mujeres, ricos, pobres, educados, analfabetas, de todas las razas, tribus, naciones; y hay una razón del por qué es así.
 
La razón está escrita en la Biblia en el libro de Eclesiastés 3:11 “Todo lo hizo hermoso en su tiempo; y ha puesto eternidad en el corazón de ellos, sin que alcance el hombre a entender la obra que ha hecho Dios desde el principio hasta el fin”. Eternidad está en el corazón de todo ser humano. Se expresa en una percepción, de que hay más después de la muerte, de que esta vida no puede ser todo, de que tiene que haber una extensión desconocida a nuestra existencia.
 
Tenemos que notar que Dios puso la eternidad en nuestro corazón, no la puso en nuestra mente, o en nuestra alma, cuerpo o espíritu, Él puso eternidad en nuestro corazón. Por supuesto no estoy escribiendo del órgano que bombea la sangre, sino de esa parte nuestra misteriosa llamada corazón. Estamos viendo que en verdad Dios nos ha hecho complejos con un cuerpo, alma, espíritu, intelecto, emociones, corazón y más. Pero de todos estos, el corazón es donde está escondida la verdad sobre la existencia de la eternidad. 
 
¿Qué tan larga es la eternidad? ¿Un año? ¿Diez años? ¿Cien años? ¿Mil años? ¿Más? Sí, mucho más ¡No tiene fin! Tenemos que entender que todo ser humano es eterno. Su cuerpo morirá, pero su espíritu es eterno. La creencia de que la muerte es el fin y que después ya no existe la persona, es falso. Desde que nacemos somos eternos. Esta verdad puede provocar gran gozo o al contrario un gran, gran temor. Usted y yo somos eternos, ¡lo quiera o no! Cuando yo era joven pensaba en la eternidad y en la realidad de que Dios no tiene principio y no tiene fin. Esto era más de lo que yo podría comprender. ¿Cómo podría ser? Me dejaba turbado pensar en esto y tenía que esforzarme para no pensar en la eternidad. Y era que yo, como todos, estaba encerrado en tres dimensiones. Yo no sabía nada de las dimensiones de Dios, del Espíritu Santo ni de la eternidad. Y la eternidad es más que una existencia sin fin. Para los redimidos es una existencia perfecta y sin límites en todas las áreas. 
 
“Porque así dijo el Alto y Sublime, el que habita la eternidad, y cuyo nombre es el Santo: Yo habito en la altura y la santidad, y con el quebrantado y humilde de espíritu, para hacer vivir el espíritu de los humildes, y para vivificar el corazón de los quebrantados. 
Porque el Cordero que está en medio del trono los pastoreará, y los guiará a fuentes de aguas de vida; y Dios enjugará toda lágrima de los ojos de ellos 
…y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas”. 
Tomado de Isaías 57:15, Apocalipsis 7:17 y Apocalipsis 21:4-5.
 

SEGUNDA PARTE

ETERNIDAD EN SUS CORAZONES
LOS PUEBLOS DEL LIBRO PERDIDO

 
Hace aproximadamente 250 años un diplomático inglés que visitaba Yangon, Myanmar (Burma) se sorprendió por el interés que la gente de una tribu llamada Karen tenían en él. Su guía le explicó: Ellos creen que usted podría ser el “hermano güero” que han estado esperando por largos años… por más de 100 años. El diplomático preguntó: ¿Y qué esperan del “hermano güero”? Esperan que les traiga el libro como aquel que perdieron sus antepasados hace muchos años. Están preguntando si usted ha traído el libro. Pues no, ¿y quién es el autor de ese libro? Ellos dicen que el autor es Wai-Wa. 
 
El diplomático replicó: ¿Quién es Wai-Wa? Y su guía le respondió: Él es “el Dios supremo” así se traduce; Wai-Wa ¡El Dios supremo! ¡Eternidad en sus corazones! ¡Estos hombres de una tribu oriental sabían que había un Dios supremo sin conocer su nombre! Ellos sabían que la vida no se acaba con la muerte. ¿Cómo fue esto posible? Dios había puesto la eternidad en sus corazones y ellos querían tener Su libro, que sus antepasados habían perdido por descuido y desobediencia. Exploremos otros pueblos del libro perdido: Años después se descubrió que en cientos de pueblitos de la tribu Karen sus “Bukhos” representaron a Wai- Wa. Ellos fueron sus profetas que enseñaron a su pueblo a abandonar los caminos de los demonios y la idolatría del budismo. Cantaron himnos a Wai-Wa con estrofas como: “Wai-Wa es eterno, su vida es larga, un siglo y no muere, dos siglos y no muere, es perfecto en todos sus atributos. Él es eterno, eterno, eterno”. Su tradición indicaba que su libertador espiritual sería un extranjero güero que vendría del oeste con las alas blancas (velas) trayendo el libro blanco de Wai-Wa. Vemos aquí casi un millón de Karen con eternidad en sus corazones esperando “al Dios supremo”. Al norte de Myanmar (Burma) estaban los Kachin, medio millón de hombres esperando también el libro perdido. Ellos oraron a “el creador” Karai kasang en su dialecto, a veces le llamaban Japan waningsang “el glorioso creador” o Che waningchang “el que conoce”. Había eternidad en sus corazones. Los de la tribu de los Laju esperaron que Gui-sha, “el verdadero Dios”, enviara en su tiempo al hermano güero con el libro blanco que tenía las leyes blancas de Gui-sha.
 
Había eternidad en sus corazones y amor y reverencia para el verdadero Dios sin conocer su nombre. Los Wa también tenían eternidad en sus corazones. Ellos buscaron a Siyeh “El Dios verdadero”. La siguiente historia es la verdad de lo que Jehová, Jesús y el Espíritu Santo harán para los que anhelan encontrar al “Dios verdadero”, “El que conoce”, “Glorioso creador”, “El Dios supremo”. Un día el siervo de Dios, Pu Chan, un profeta de la tribu Wa, puso la silla en un pony y dijo a sus discípulos que lo siguieran en busca del hermano güero que les estaba trayendo el libro de Siyeh “El Dios verdadero”. El pony dirigió a los discípulos por casi 300 kilómetros por las veredas de la sierra hasta la ciudad de Ken Tong, en donde entró a la propiedad de una misión cristiana y el pony paró al lado del pozo. Los discípulos del profeta Pu Chan no vieron ni al hermano ni el libro. Pero de repente oyeron ruidos dentro del pozo, se acercaron y asomándose vieron a un güero que estaba escarbando en el pozo. William Marcus Young, al verlos, salió del pozo para saludarlos y ellos inmediatamente preguntaron: ¿Trajo el libro de Dios? Él contestó: Sí. Y ellos sobrecogidos de emoción le dieron el mensaje de Pu Chan en el sentido de regresar con ellos y con el libro de Dios y enseñarles acerca del “Dios verdadero” y sus esperanzas de la eternidad. Este encuentro fue el principio de decenas y decenas y de miles y tal vez cientos de miles de Wa, Karen, Kachin, Laju y otras tribus, de seguidores de Jehová, de Jesús y del Espíritu Santo, de lo que habían buscado sin conocer sus nombres, pero siendo empujados por la eternidad en sus corazones.

Ver Mas

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-05-11

De Mujer a Mujer Gloria Richards 2021-05-11

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-05-04

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-27

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-27

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-20

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-20

En Busca de la Fe Vanguardista Hno. Victor Richards 2021-04-06

Cuando los hijos se rebelan Victor y Gloria Richards 2021-04-06

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-30

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-30

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-23

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-23

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-17

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-17

En busca de la fe vanguardista Hno. Victor Richards 2021-03-09

Orando para lograr resultados Victor Richards 2021-03-09

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-03-02

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-03-02

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-02-23

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-23

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-16

EL GOZO DEL SEÑOR ME FORTALECERA Hno. Victor Richards 2021-02-16

EL GOZO DE LA HOSPITALIDAD Hno. Victor Richards 2021-02-09

El joven y su sexualidad 2021-02-09

El gozo del Señor: Nuestra fortaleza Hno. Victor Richards 2021-02-02

El joven y su sexualidad Victor Richards 2021-02-02

EL GOZO DEL SEÑOR Y EL ESPIRITU SANTO Hno. Victor Richards 2021-01-26

LA ETERNIDAD EN EL CIELO Victor Richards 2021-01-26

VIDA ETERNA Victor Richards 2021-01-19

EL GOZO DEL SEÑOR Hno. Victor Richards 2021-01-19

El Gozo del Señor: Tiempos de Refrigerio Hno. Victor Richards 2021-01-12

EL GOZO DEL SEÑOR: MI FORTALEZA Hno. Victor Richards 2021-01-05

Yahweh Nissi, el Señor nuestra bandera Hno. Victor Richards 2020-12-29

Su nacimiento: un suceso extraño y sin precedente Hno. Victor Richards 2020-12-23

Viviendo más allá de la Razón #3 Victor Richards 2020-12-15

LA ADORACIÓN NOS HACE VENCEDORES Hno. Victor Richards 2020-12-15

Viviendo más allá de la Razón #2 Victor Richards 2020-12-08

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN PARTE II Hno. Victor Richards 2020-12-08

Viviendo más allá de la Razón #1 Victor Richards 2020-12-03

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN Hno. Victor Richards 2020-12-03

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4 Victor Richards 2020-11-24

LA ADORACIÓN Y LA RESTITUCIÓN Hno. Victor Richards 2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4 Victor Richards 2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 3 Victor Richards 2020-11-17

La adoración su presencia y la victoria Hno. Victor Richards 2020-11-17

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 2 Victor Richards 2020-11-10

La adoración su presencia y la victoria Hno. Victor Richards 2020-11-10

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 1 Victor Richards 2020-11-03

Amistad e Intimidad IV Victor y Gloria Richards 2020-10-30

Lecturas Recomendadas


ETERNIDAD





Por: Victor Richards
Martes 12 de Enero, 2021

PRIMERA PARTE

LO MÁS IMPORTANTE
 

¿Qué es lo más importante que tiene que confrontar en su vida? No es la alimentación o la educación, la profesión, el matrimonio, la paternidad, ni la economía. No son las finanzas, la seguridad, la familia, las cuentas bancarias, las casas o automóviles ni bienes raíces; no son talentos, habilidades ni enfermedades o tragedias. Entonces, ¿qué es? 
 
La ETERNIDAD es lo más importante que tiene que confrontar como ser humano. Nada es más importante. ¡Nada! Su ETERNIDAD debe ser lo número uno de todo lo que piense, de todo lo que medite, de toda preparación para su futuro, de todo. Usted no puede escapar, ni yo tampoco. 
 
Su cuerpo morirá algún día para luego podrirse en la tumba o ser consumido por las llamas del horno crematorio, pero usted todavía existirá. Su alma, que es la parte de su ser donde piensa y siente; en ella están su gozo, su tristeza, melancolía y alegría y también sus planes y anhelos, también morirá. Todo esto morirá, pero usted todavía existirá.
 
¿Hay más de su existencia? ¡Sí, lo hay! Aun existirá su espíritu, porque su espíritu es eterno. Su espíritu no puede morir, aun si quisiera que muriera, no morirá. Cuando le llegue ese día, espero que se haya preparado bien porque su eternidad ya estará fuera de su control. La eternidad llama la atención de todos: de hombres, mujeres, ricos, pobres, educados, analfabetas, de todas las razas, tribus, naciones; y hay una razón del por qué es así.
 
La razón está escrita en la Biblia en el libro de Eclesiastés 3:11 “Todo lo hizo hermoso en su tiempo; y ha puesto eternidad en el corazón de ellos, sin que alcance el hombre a entender la obra que ha hecho Dios desde el principio hasta el fin”. Eternidad está en el corazón de todo ser humano. Se expresa en una percepción, de que hay más después de la muerte, de que esta vida no puede ser todo, de que tiene que haber una extensión desconocida a nuestra existencia.
 
Tenemos que notar que Dios puso la eternidad en nuestro corazón, no la puso en nuestra mente, o en nuestra alma, cuerpo o espíritu, Él puso eternidad en nuestro corazón. Por supuesto no estoy escribiendo del órgano que bombea la sangre, sino de esa parte nuestra misteriosa llamada corazón. Estamos viendo que en verdad Dios nos ha hecho complejos con un cuerpo, alma, espíritu, intelecto, emociones, corazón y más. Pero de todos estos, el corazón es donde está escondida la verdad sobre la existencia de la eternidad. 
 
¿Qué tan larga es la eternidad? ¿Un año? ¿Diez años? ¿Cien años? ¿Mil años? ¿Más? Sí, mucho más ¡No tiene fin! Tenemos que entender que todo ser humano es eterno. Su cuerpo morirá, pero su espíritu es eterno. La creencia de que la muerte es el fin y que después ya no existe la persona, es falso. Desde que nacemos somos eternos. Esta verdad puede provocar gran gozo o al contrario un gran, gran temor. Usted y yo somos eternos, ¡lo quiera o no! Cuando yo era joven pensaba en la eternidad y en la realidad de que Dios no tiene principio y no tiene fin. Esto era más de lo que yo podría comprender. ¿Cómo podría ser? Me dejaba turbado pensar en esto y tenía que esforzarme para no pensar en la eternidad. Y era que yo, como todos, estaba encerrado en tres dimensiones. Yo no sabía nada de las dimensiones de Dios, del Espíritu Santo ni de la eternidad. Y la eternidad es más que una existencia sin fin. Para los redimidos es una existencia perfecta y sin límites en todas las áreas. 
 
“Porque así dijo el Alto y Sublime, el que habita la eternidad, y cuyo nombre es el Santo: Yo habito en la altura y la santidad, y con el quebrantado y humilde de espíritu, para hacer vivir el espíritu de los humildes, y para vivificar el corazón de los quebrantados. 
Porque el Cordero que está en medio del trono los pastoreará, y los guiará a fuentes de aguas de vida; y Dios enjugará toda lágrima de los ojos de ellos 
…y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas”. 
Tomado de Isaías 57:15, Apocalipsis 7:17 y Apocalipsis 21:4-5.
 

SEGUNDA PARTE

ETERNIDAD EN SUS CORAZONES
LOS PUEBLOS DEL LIBRO PERDIDO

 
Hace aproximadamente 250 años un diplomático inglés que visitaba Yangon, Myanmar (Burma) se sorprendió por el interés que la gente de una tribu llamada Karen tenían en él. Su guía le explicó: Ellos creen que usted podría ser el “hermano güero” que han estado esperando por largos años… por más de 100 años. El diplomático preguntó: ¿Y qué esperan del “hermano güero”? Esperan que les traiga el libro como aquel que perdieron sus antepasados hace muchos años. Están preguntando si usted ha traído el libro. Pues no, ¿y quién es el autor de ese libro? Ellos dicen que el autor es Wai-Wa. 
 
El diplomático replicó: ¿Quién es Wai-Wa? Y su guía le respondió: Él es “el Dios supremo” así se traduce; Wai-Wa ¡El Dios supremo! ¡Eternidad en sus corazones! ¡Estos hombres de una tribu oriental sabían que había un Dios supremo sin conocer su nombre! Ellos sabían que la vida no se acaba con la muerte. ¿Cómo fue esto posible? Dios había puesto la eternidad en sus corazones y ellos querían tener Su libro, que sus antepasados habían perdido por descuido y desobediencia. Exploremos otros pueblos del libro perdido: Años después se descubrió que en cientos de pueblitos de la tribu Karen sus “Bukhos” representaron a Wai- Wa. Ellos fueron sus profetas que enseñaron a su pueblo a abandonar los caminos de los demonios y la idolatría del budismo. Cantaron himnos a Wai-Wa con estrofas como: “Wai-Wa es eterno, su vida es larga, un siglo y no muere, dos siglos y no muere, es perfecto en todos sus atributos. Él es eterno, eterno, eterno”. Su tradición indicaba que su libertador espiritual sería un extranjero güero que vendría del oeste con las alas blancas (velas) trayendo el libro blanco de Wai-Wa. Vemos aquí casi un millón de Karen con eternidad en sus corazones esperando “al Dios supremo”. Al norte de Myanmar (Burma) estaban los Kachin, medio millón de hombres esperando también el libro perdido. Ellos oraron a “el creador” Karai kasang en su dialecto, a veces le llamaban Japan waningsang “el glorioso creador” o Che waningchang “el que conoce”. Había eternidad en sus corazones. Los de la tribu de los Laju esperaron que Gui-sha, “el verdadero Dios”, enviara en su tiempo al hermano güero con el libro blanco que tenía las leyes blancas de Gui-sha.
 
Había eternidad en sus corazones y amor y reverencia para el verdadero Dios sin conocer su nombre. Los Wa también tenían eternidad en sus corazones. Ellos buscaron a Siyeh “El Dios verdadero”. La siguiente historia es la verdad de lo que Jehová, Jesús y el Espíritu Santo harán para los que anhelan encontrar al “Dios verdadero”, “El que conoce”, “Glorioso creador”, “El Dios supremo”. Un día el siervo de Dios, Pu Chan, un profeta de la tribu Wa, puso la silla en un pony y dijo a sus discípulos que lo siguieran en busca del hermano güero que les estaba trayendo el libro de Siyeh “El Dios verdadero”. El pony dirigió a los discípulos por casi 300 kilómetros por las veredas de la sierra hasta la ciudad de Ken Tong, en donde entró a la propiedad de una misión cristiana y el pony paró al lado del pozo. Los discípulos del profeta Pu Chan no vieron ni al hermano ni el libro. Pero de repente oyeron ruidos dentro del pozo, se acercaron y asomándose vieron a un güero que estaba escarbando en el pozo. William Marcus Young, al verlos, salió del pozo para saludarlos y ellos inmediatamente preguntaron: ¿Trajo el libro de Dios? Él contestó: Sí. Y ellos sobrecogidos de emoción le dieron el mensaje de Pu Chan en el sentido de regresar con ellos y con el libro de Dios y enseñarles acerca del “Dios verdadero” y sus esperanzas de la eternidad. Este encuentro fue el principio de decenas y decenas y de miles y tal vez cientos de miles de Wa, Karen, Kachin, Laju y otras tribus, de seguidores de Jehová, de Jesús y del Espíritu Santo, de lo que habían buscado sin conocer sus nombres, pero siendo empujados por la eternidad en sus corazones.

Ver Mas

En Busca de la Fe Vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-05-11

De Mujer a Mujer
Gloria Richards
2021-05-11

En Busca de la Fe Vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-05-04

En Busca de la Fe Vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-04-27

Cuando los hijos se rebelan
Victor y Gloria Richards
2021-04-27

En Busca de la Fe Vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-04-20

Cuando los hijos se rebelan
Victor y Gloria Richards
2021-04-20

En Busca de la Fe Vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-04-06

Cuando los hijos se rebelan
Victor y Gloria Richards
2021-04-06

En busca de la fe vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-03-30

Orando para lograr resultados
Victor Richards
2021-03-30

En busca de la fe vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-03-23

Orando para lograr resultados
Victor Richards
2021-03-23

En busca de la fe vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-03-17

Orando para lograr resultados
Victor Richards
2021-03-17

En busca de la fe vanguardista
Hno. Victor Richards
2021-03-09

Orando para lograr resultados
Victor Richards
2021-03-09

EL GOZO DEL SEÑOR
Hno. Victor Richards
2021-03-02

El joven y su sexualidad
Victor Richards
2021-03-02

EL GOZO DEL SEÑOR
Hno. Victor Richards
2021-02-23

El joven y su sexualidad
Victor Richards
2021-02-23

El joven y su sexualidad
Victor Richards
2021-02-16

EL GOZO DEL SEÑOR ME FORTALECERA
Hno. Victor Richards
2021-02-16

EL GOZO DE LA HOSPITALIDAD
Hno. Victor Richards
2021-02-09

El joven y su sexualidad
2021-02-09

El gozo del Señor: Nuestra fortaleza
Hno. Victor Richards
2021-02-02

El joven y su sexualidad
Victor Richards
2021-02-02

EL GOZO DEL SEÑOR Y EL ESPIRITU SANTO
Hno. Victor Richards
2021-01-26

LA ETERNIDAD EN EL CIELO
Victor Richards
2021-01-26

VIDA ETERNA
Victor Richards
2021-01-19

EL GOZO DEL SEÑOR
Hno. Victor Richards
2021-01-19

El Gozo del Señor: Tiempos de Refrigerio
Hno. Victor Richards
2021-01-12

EL GOZO DEL SEÑOR: MI FORTALEZA
Hno. Victor Richards
2021-01-05

Yahweh Nissi, el Señor nuestra bandera
Hno. Victor Richards
2020-12-29

Su nacimiento: un suceso extraño y sin precedente
Hno. Victor Richards
2020-12-23

Viviendo más allá de la Razón #3
Victor Richards
2020-12-15

LA ADORACIÓN NOS HACE VENCEDORES
Hno. Victor Richards
2020-12-15

Viviendo más allá de la Razón #2
Victor Richards
2020-12-08

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN PARTE II
Hno. Victor Richards
2020-12-08

Viviendo más allá de la Razón #1
Victor Richards
2020-12-03

PELEA TU BATALLA EN ADORACIÓN
Hno. Victor Richards
2020-12-03

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4
Victor Richards
2020-11-24

LA ADORACIÓN Y LA RESTITUCIÓN
Hno. Victor Richards
2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 4
Victor Richards
2020-11-24

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 3
Victor Richards
2020-11-17

La adoración su presencia y la victoria
Hno. Victor Richards
2020-11-17

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 2
Victor Richards
2020-11-10

La adoración su presencia y la victoria
Hno. Victor Richards
2020-11-10

Disfruta donde estas Mientras caminas a Donde vas 1
Victor Richards
2020-11-03

Amistad e Intimidad IV
Victor y Gloria Richards
2020-10-30

Lecturas Recomendadas

   
Jóvenes     |      Adolescentes     |      Cayado Pastoral
 
             
Centro Cristiano Vino Nuevo
656.686.2700   |   Melquiades Alanís #5825   |   Alamos de San Lorenzo
Cd. Juárez Chih. Mex.    C.P.32320
Jóvenes   |  Adolescentes  |  Cayado Pastoral
             
Centro Cristiano Vino Nuevo
656.686.2700   |   Melquiades Alanís #5825   |   Alamos de San Lorenzo
Cd. Juárez Chih. Mex.    C.P.32320